Documents of 20th-century Latin American and Latino Art

www.mfah.org Home

IcaadocsArchive

Document first page thumbnail
    Resumen

    Prólogo del libro “Redescubrimiento del espacio” del doctor Ernesto Daniel Andía publicado por La Prensa Médica en 1953. El texto alude a la inteligencia como un instrumento de adaptación superior que elude a los sentidos, ya que ellos son deformadores de la realidad. Andía, experto en psiquiatría, ahonda en los efectos de los estímulos exteriores, en especial los provenientes por parte de las líneas y curvas en el sistema nervioso central. El documento testimonia el interés del grupo Madí por incorporar todas las artes así como los estudios científicos afines a su movimiento de vanguardia.

    Comentarios críticos

    La revista Arte Madí Universal (1947–54) fue el órgano difusor del Movimiento de Arte Madí. El escultor y poeta de origen checoslovaco Gyula Kosice [Fernando Fallik] (n. Kosice, Eslovaquia, 1924; m. Buenos Aires, 2016) fue cofundador, líder del movimiento y director de su revista. Kosice también escribió con el alias de Raymundo Rasas Pet, y explicó que este heterónimo era una especie de alter ego que él no controlaba. También utilizó este nombre para presentar obras de arte en exhibiciones, tal como lo hizo en el Salon des Réalités Nouvelles de 1948 en París [véase archivo digital ICAA (doc. no. 1297238)].  

     

    El Movimiento de Arte Madí —fundado en 1946 por Kosice, el artista plástico alemán Martín Blaszko (1920–2011) y los artistas plásticos uruguayos Rhod Rothfuss [Carlos María Rothfuss] (1920–69) y Carmelo Arden Quin [Carmelo Heriberto Alves] (1913–2010)— formó parte de una gran revolución cultural que originó un encuentro notable y productivo entre las artes plásticas y otras disciplinas artísticas en Argentina. Respecto al Movimiento Madí, véanse el “Manifiesto Madí” (doc. no. 732008); “Madigrafías” (doc. no. 1297374); y el diccionario de términos inventados de Kosice (doc. no. 1297301). 

     

    Kosice, Arden Quin, Rothfuss y el poeta argentino Edgar Bayley (1919–90) habían iniciado esta revolución en 1944 con el único número de la revista Arturo, una publicación que alteraría el curso del arte latinoamericano en artículos como el de Arden Quin [Son las condiciones materiales de la sociedad…] (doc. no. 729906); de Edgar Bayley [Durante mucho tiempo el criterio...] (doc. no. 730241); de Gyula Kosice [La aclimatación gratuita a las llamadas escuelas…] (doc. no. 729940); de Rhod Rothfuss “El marco: un problema de plástica actual” (doc. no. 729833); y de Joaquín Torres-García “Con respecto a una futura creación literaria” (doc. no. 730292). Los artistas de Arturo denunciaban el anacronismo de los realismos que dominaban la escena artística argentina y buscaban dejar atrás la expresión y el ilusionismo en el arte y reemplazarlas por una clase de arte concreto basado en el principio de “invención” o creación pura. Debido a discrepancias de orden teórico, este grupo se dividió y emergieron tendencias divergentes: la Asociación Arte Concreto-Invención (AACI) (1945), el Movimiento de Arte Madí (1946) y el Perceptismo (1949). Para conocer el programa de cada agrupación sugerimos consultar sus manifiestos fundacionales: el Manifiesto Invencionista (doc. no. 731641), el mencionado Manifiesto Madí y el Manifiesto Perceptista (doc. no. 731656).