Documents of 20th-century Latin American and Latino Art

www.mfah.org Home

IcaadocsArchive

Document first page thumbnail
    Resumen

    Diccionario que contiene definiciones inventadas para términos inventados redactado por el escultor y poeta checoslovaco-argentino Gyula Kosice, líder del Movimiento de Arte Madí. El diccionario, que puede considerarse como una obra de arte en sí mismo —al estar presentado en la revista Arte Madí Universal entre poemas, relatos, fragmentos de guiones teatrales, composiciones musicales y reproducciones de dibujos, pinturas y esculturas Madí—, refleja el carácter multidisciplinario del movimiento e ilustra la visión lúdica y poética que Kosice tenía del lenguaje, una visión que se infiltraría en la literatura argentina de los años siguientes.

    Comentarios críticos

    Diccionario que contiene definiciones inventadas para términos inventados redactado por el escultor y poeta checoslovaco-argentino Gyula Kosice [Fernando Fallik] (n. Kosice, Eslovaquia, 1924; m. Buenos Aires, 2016), líder del Movimiento de Arte Madí. Es pertinente resaltar aquí que el término “Madí” es también un término inventado; según lo afirmó Kosice durante una entrevista realizada por Verónica Engler para el diario Página 12 el 15 de marzo del 2010, en esa época la mayoría de artistas concretos estaban en contacto con el Partido Socialista y el nombre “Madí” surge de la frase que usaban los republicanos españoles: “¡Madrid, Madrid, no pasarán!”.

     

    El “suplemento para el diccionario Madí” fue publicado en el segundo número del órgano difusor del movimiento, la revista Arte Madí Universal. Al parecer, Kosice pretendía que el diccionario fuera un texto portátil, ya que lo presentó en subsecuentes publicaciones bajo el título “Diccionario Portátil Madí” (veáse Kosice, Gyula. Arte Madi´. Buenos Aires, Argentina: Ediciones de Arte Gaglianone, 1982). En la nueva versión del diccionario es notoria la inserción de la palabra “Agua” en reemplazo de la original “A”, seguramente debido a la creciente importancia que cobró el agua como medio en la obra del artista a partir de finales de los años cuarenta.

     

    El diccionario puede considerarse como una obra de arte en sí mismo, tal como lo ha señalado Ignacio Quadri en una nueva edición de la revista Madí publicada a 52 años de su última aparición (Kosice, Gyula y Rafael Cippolini, ed. Arte Madí Universal No. 9/10. Buenos Aires: Talleres Trama, 2006). Este se presentaba en las páginas de la revista entre poemas, relatos como “La batalla de Inod” [véase archivo digital ICAA (doc. no. 1304937)], fragmentos de guiones teatrales, composiciones musicales como “Preludio” (doc. no. 1297323) y reproducciones de dibujos, pinturas y esculturas Madí como “Escultura Madinemsor” (doc. no. 1297343). Esta avanzada práctica es consistente con el carácter multidisciplinario del movimiento, el cual buscó desde su fundación integrar las distintas áreas del quehacer artístico y transformar la vida moderna con un “continuo” estético según el programa que articuló en su “Manifiesto” de 1946 (doc. no. 732008).

     

    El diccionario presentaba las definiciones de palabras inventadas en una forma análoga a la de un diccionario convencional: en orden alfabético, utilizando abreviaturas para denotar funciones gramaticales y usando términos y frases tales como “se dice también”. Sin embargo, este fue construido con la visión lúdica y poética que Kosice tenía del lenguaje. Los Madí habían utilizado un lenguaje liberado de toda convención en la producción de panfletos y folletos desde la fundación del grupo en 1946. Este lenguaje era completamente consistente con el principio fundamental de “invención” sobre el que se basaba el arte Madí. El diccionario no pretendía reemplazar la lengua castellana; por el contrario, proponía una serie de palabras que, tal como lo observa Yudi Odur en el número 9/10 de Arte Madí, generarían un “castellano expansivo”. El profesor H. Herzo explica en la misma publicación que el diccionario aportaba una hipótesis de funcionamiento sobre el futuro de interacción del resto de las prácticas y que la lengua Madí era muy distinta a idiomas sintéticos como el esperanto y lenguas utópicas como el Neocrol y la Panlingua de Xul Solar. Para Herzo, la lengua Madí no buscaba informar sino transmitir, y en ese sentido era una lengua “mallarmeana”. El estudioso también considera que esta lengua se podía considerar una “lengua del futuro”. La visión poética y lúdica del lenguaje de Kosice se infiltraría en la literatura argentina de los años siguientes.